El programa “ Tot és possible”, de RAC1, ha consultado nuevamente la opinión del abogado Josep Maria Espinet Asensio con el objetivo de dar respuesta a las consultas de una de sus oyentes.

En esta ocasión, la oyente planteaba cómo actuar ante un escenario en el cual la propiedad no responde a las obligaciones de mantenimiento de la vivienda y solución de cuestiones que corresponden a la parte arrendadora. ¿Qué es lo más conveniente ante una situación como esta?

Según explica Josep Maria Espinet: “Tratándose de un arrendamiento de vivienda, la ley ampara especialmente a la parte locataria y la protege de situaciones abusivas y de incumplimientos en las cuales pueda incurrir la propiedad. Más aún si la misma recae en una entidad bancaria de la clase que en su día se bautizó de “banco malo”, donde fueron a parar los activos inmobiliarios tóxicos a manos de los bancos y derivados de ejecuciones hipotecarias en los años más duros de la crisis”.

El mejor consejo que ante esta situación se puede dar al arrendatario o arrendataria desde ESPINET-COSTA ADVOCATS es el de denunciar siempre cualquier incumplimiento o abuso en el cual pueda incurrir la parte arrendadora, por muy pequeño que sea el incumplimiento. Callar y no decir nada no es una actitud aconsejable en estos casos, porque la relación contractual que se mantiene con este tipo de entidades no es la misma desgraciadamente que la que se puede mantener cuando la propiedad recae en una persona física.

El primer mecanismo que aconsejamos es la remisión de burofaxes con certificación de contenido y acuse de recibo, poniendo de manifiesto y denunciando la concreta anomalía, abuso o incumplimiento del contrato y de las obligaciones que incumben a la propiedad.

Para el caso de que la propiedad hiciera caso omiso de los requerimientos o quejas, el siguiente paso es denunciarlo y ponerlo en conocimiento del Ayuntamiento de distrito, así como del Instituto Municipal de la Vivienda y Rehabilitación, por si esta conducta pudiera ser calificada de acoso inmobiliario o de discriminación en el uso de la vivienda. En último término, no queda más remedio que acudir al auxilio judicial.

Para mayor información, rogamos contacten con nosotros al teléfono 934 534 648; por correo electrónico a info@espinetcosta.com o visiten nuestra página web espinetcosta.com.